Estación de Kioto, 2018

Acrílico sobre tabla

El trabajo de Montserrat Gómez Osuna gira en torno al paisaje y el espacio, a mitad de camino entre la figuración y la abstracción. Sus composiciones son extraños lugares deshabitados, paisajes sin dueño, donde la luz, la textura del soporte, las formas y el color forman una realidad paralela, solitaria y tal vez soñada. Paisajes y lugares que ella desearía recorrer. Utiliza diversos soportes en su obra, como la madera, el papel, el aluminio o el metacrilato, algunas de las superficies sobre las que realiza sus composiciones con acrílicos, óleo y lápices.

Con esta obra, Estación de Kioto, comienza una serie que surge tras la estancia de la artista en Japón, a partir de imágenes tomadas por ella misma.

Montserrat Gómez Osuna